La evolución de los animales. II

Matías Ramos Mexia

Resumen


Para nuestra clasificación, el rango de cada animal dependerá de su facultad asimilante, cuya fuerza trataremos empeñosamente de descubrir. Esta facultad varía de tal modo, que entre el más inferior de todos y el más elevado, hay todos los grados intermediarios. La de fulminación está sujeta á la misma gradación, y las dos facultades, de asimilación y de fulminación, están íntima y recíprocamente ligadas.

La variedad de formas no es menor, a pesar de no ser sino la resultante de tres formas fundamentales distintas, á saber: la esfera, el hemisferio y el disco; más ó menos prolongadas, y de las posiciones en que se agregan, posiciones que también pueden reducirse á tres: la paralela, la lineal y la resultante de ambas, ó radial.

Todos los organismos animales, cualquiera que sea el número de células, gástrulas ó conjuntos de todas estas formas que se agreguen, se hacen individuos independientes, ó se individualizan, cuando todas esas partes se adaptan á las condiciones necesarias á la existencia del todo, y en tales condiciones, se llaman colonias ó individuos, según la menor ó mayor adaptación y solidaridad entre sus partes.

El cuadro adjunto, en forma de árbol, nos servirá de norma para estudiar los animales en un orden de acuerdo con lo que dejamos dicho.



Palabras clave


Evolución; Animales;

Texto completo:

PDF

Enlaces refback

  • No hay ningún enlace refback.


Copyright (c) 1969 Revista del Museo de La Plata

Licencia de Creative Commons
Este obra está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional.


Versión en línea: ISSN - 2545-6377

Versión impresa: ISSN - 2545-6369

Ver mis estadísticas




Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional.
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons
Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional.